En el mes de noviembre pasado la Cervecería Tijuanense Insurgente lanzo una cerveza llamada “Migrante” con el motivo de apoyar en la crisis humanitaria que se esta viviendo en la frontera de Tijuana con San Diego. El objetivo de dicha producción de cerveza se relacionó con hacer una donación de todo el dinero recaudado para el Templo Embajadores de Jesús en Tijuana. La forma en que Cervecería Insurgente realizo el apoyo a los migrantes, además de los recursos obtenidos por la venta de las cervezas fue el recibir donaciones en especie para poder llevarlas al refugio, de forma que invitaron a muchas personas a llevar alimentos no perecederos los cuales normalmente son indispensables cuando de ayudar a inmigrantes se trata. Ello implica distintos tipos de enlatados o de diferentes tipos de leguminosas, que normalmente se pueden ir produciendo conforme a la demanda de comida por los migrantes que solicitan ayuda.


Los hermanos Iván y Damián Morales hicieron una invitación a participar a través de sus redes sociales a la comunidad Tijuanense y mencionaron que de alguna forma todos en dicha ciudad han sido testigos de la crisis humanitaria que sucede con los migrantes Haitianos. Dijeron:

  • A partir del martes 23 de noviembre vamos a conectar en Insurgente Tap Room, una cerveza nombrada “Migrante”. El 100% de las ventas será donado. Solidarízate, tómate una cerveza y #SéInsurgente.


Cervecería Insurgente forma parte de una tendencia que están teniendo muchas empresas mexicanas donde se fomenta la cultura de la donación y por ende el altruismo. Dicho movimiento empresarial está siendo conocido como “Empresas Sociales” empresas que apoyan de cierta manera causas que de alguna manera u otra se conectan con la cultura. Otro ejemplo es la empresa Pixza quienes se dedican a empoderar a la gente y trabajar con problemas de desigualdad social, con su causa empresarial.


Llama la atención una de sus nuevas cervezas llamada Xocoveza. Dicha cerveza hallo su nacimiento en una Milk Stout del productor Chris. Dicha cerveza había ganado en un rally organizado por la Stone Brewin Co. de la American Hombrewers Association. En un encuentro relativamente inesperado Iván Morales se encontró en un bar con el masterbrewer de Stone, Mitch Stele en el año de 2014. Platicando sobre la experiencia que había tenido en la industria cervezera en México, fue que Mitch Stele invito a conocer la empresa y participar en el proyecto de la Xocoveza a una empresa cervecera 100% mexicana. De ahí surgió un trabajo en colaboración donde logró dársele un twist más mexicano a la cerveza, la cual estuvo inspirada en el clásico chocolate caliente mexicano.


Con dicho encuentro no podemos más que reconocer lo que significa el encuentro de dos empresas en una línea de la frontera. Es interesante por tal motivo que exista una colaboración que va mas allá de las fronteras y que nos demos cuenta que dos empresarios, por una parte estadounidense y por otra parte mexicano pueden darse la oportunidad de colaborar.


Esto nos lleva a considerar nuevamente las políticas desarrolladas por el nuevo presidente de los EE.UU, Donald Trump, quien insiste en que dicha posibilidad de colaboración debe de ser nula, dicho sea de paso de forma semi-explícita. Tenemos que comprender que el mundo se esta convirtiendo con el paso de los años en una sociedad de menos fronteras y más global, donde deberíamos de preguntarnos de los grandes logros a los que podemos llegar trabajando de forma colaborativa.


Enhorabuena por este interesante proyecto, como asociación preocupada por los altos índices de adicción, hacemos un llamado a las personas que tienen algún problema de alcohol y hayan participado de algún Centro Rehabilitación a por supuesto entender que las personas con adicción no pueden consumir estos productos.


Para los que no tienen algún problema con la ingesta de cerveza, pues a aprovechar de una degustación de un producto 100% mexicano, que además se encuentra como empresa, interesada en hacer un impacto positivo en la sociedad.    


® Cerveza Migrante en la “Frontier”